Ruta fluvial por los Arribes del Duero, en Zamora

El Parque Natural de los Arribes del Duero se encuentra en una increíble comarca en que el río se sumerge en profundos cañones y actúa como frontera natural entre España y Portugal.

Tierra de encinas, peñas y buen vino, esta comarca al oeste de Zamora es un paraíso natural en el que podrás visitar ruinas históricas e incluso pasar a Portugal y visitar la preciosa villa de Miranda do Douro. Descubre con Evadium todo lo que puedes ver en los Arribes del Duero.

Vista panorámica Parque Natural de los Arribes del Duero

El Parque Natural de los Arribes del Duero

En el Parque Natural de los Arribes del Duero la naturaleza encuentra uno de sus mejores refugios de la Península Ibérica, alejado de las aglomeraciones turísticas pero cada vez mejor preparado para recibir un turismo rural de calidad, ofreciendo el paisaje agreste más bello e impresionante de España.

Escápate a este rincón de Zamora y descubre un auténtico paraíso natural que acoge los cañones más impresionantes de España creados por un cauce fluvial. Podrás seguir la ruta de los miradores por carretera, dar paseos en piragua o realizar un cómodo crucero panorámico por el Duero, pero también andar por preciosos senderos y visitar pueblos cargados de arte e historia.

Puente de Pino en Villadepera

Los Arribes del Duero comprenden casi cuarenta pueblos españoles y portugueses con sus respectivas aldeas diseminados por cien kilómetros del Duero y sus afluentes el Tormes, el Esla y el Águeda. En total, más de 200.000 hectáreas que forman una de las mayores zonas protegidas de toda Europa: en el margen español, el Parque Natural de Los Arribes de Duero y en el portugués, el Parque Natural do Douro Internacional. A su vez, el parque natural de Arribes del Duero forma parte de la Reserva Meseta Ibérica, la mayor con carácter transfronterizo de Europa, y se extiende por las provincias españolas de Salamanca y Zamora, y las regiones portuguesas de Trasosmontes y Douro superior. La Meseta Ibérica fue declarada en 2015 Reserva de la Biosfera por la UNESCO, en reconocimiento a la calidad medioambiental y el desarrollo sostenible de su territorio.

Tienes diferentes formas de descubrir los Arribes del Duero. Puedes navegar por el río en barco, o si prefieres ir más a tu ritmo, hacer una ruta en piragua, y ya en la superficie, también podrás hacer senderismo por la red de caminos que recorre el Parque Natural.

En crucero por los Arribes del Duero

Sin duda, la mejor opción para admirar los acantilados trazados por el río Duero y acercarse a la fauna y flora del Parque Natural, es realizar un crucero fluvial por los Arribes del Duero, a bordo de un cómodo barco panorámico, especialmente dotado para facilitar la visibilidad en todos los ángulos. El embarcadero está situado en Miranda do Douro, junto a la misma frontera de Zamora con Portugal, desde donde partirás y a dónde igualmente regresarás cómodamente tras completar la travesía en barco.

Ruta fluvial en crucero por los cañones de los Arribes del Duero

De la mano de guías, reconocerás el hábitat de especies protegidas como águilas reales, cigüeñas negras o buitres, y podrás observar nidos y otros signos de su presencia, además de deleitarte con la increíble paz que se respira entre las aguas y los acantilados.

Al regresar del recorrido en crucero podrás degustar vinos generosos de Oporto además de realizar otras actividades junto a las instalaciones de la Estación Biológica Internacional, como visitar allí mismo las instalaciones del centro de terapia animal, con fauna autóctona del Parque Natural, donde se desarrollan programas de ayuda para personas con necesidades especiales.

Miranda do Douro, otro país al cruzar el río

En el lado portugués, el reclamo turístico más importante es Miranda do Douro, donde podrás pasear por sus calles peatonales repletas de tiendas, asomarte a sus miradores, visitar su Catedral, relajarte en el precioso parque que ocupa la parte alta de la ciudad y reponer fuerzas con un buen plato de bacalao con patatas.

Monumento Miranda do Douro

De vuelta a España, podrás acercarte al término de Villadepera y atravesar el Duero por el Puente de Pino, obra señera de la ingeniería civil española que comenzó a montarse en el año 1909.

Fermoselle, capital de los Arribes del Duero

Otro pueblo ineludible en esta escapada a los Arribes del Duero es Fermoselle, en la comarca de Sayago, donde encontrarás la Casa del Parque de los Arribes del Duero, un magnífico Centro de Interpretación ubicado en un antiguo convento, en el que te enseñarán todo lo que necesitas saber sobre el Parque Natural de los Arribes del Duero.

Podrás pasear por esta hermosa villa fronteriza plagada de miradores con maravillosas vistas.

Vista de Fermoselle

Piérdete por sus angostas y empinadas calles y contempla los restos del recinto amurallado mientras recuerdas las palabras de Unamuno, quien dijo que:

«Fermoselle está encaramada sobre peñascos cual para ver cómo se abrazan Tormes y Duero«.

Unamuno

Para encontrar el mejor sabor de la escapada, no podrás perderte los exquisitos embutidos de la zona y, por supuesto, sus vinos. En Fermoselle y alrededores tendrás la oportunidad de visitar bodegas de todo tipo, algunas de ellas enterradas bajo tierra, a modo de cueva, cuyos excelentes caldos están considerados Vino de Calidad de Arribes.

Desde Evadium te ayudamos a planificar tu ruta por los Arribes del Duero a tu gusto tanto tiempo como desees, desde planes de un día hasta escapadas de fin de semana. Y si dispones de más tiempo para viajar por la zona, no te pierdas nuestra guía de viaje de la provincia de Zamora.


PREPARA TU ESCAPADA
-> Cómo encontrar un seguro de viaje barato
-> Consejos para ahorrar en tus escapadas
-> Consejos para alquilar coches baratos
-> Cómo consultar la previsión del tiempo antes de viajar
-> Qué cámara de fotos llevar de viaje

Qué ver en los Arribes del Duero
Etiquetado en:                

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *